domingo, 26 de agosto de 2012

PARAISOS FISCALES Y EL OJETE.

Franco tenía media España de "militantes-simpatizantes" pero no privatizaba empresas públicas, hoy la mal llamada democracia privatiza hasta el agua que bebemos. España se hunde, pero no sola, algunos la han saqueado y la empujan hacia la sima de la máxima pobreza.

A los burgueses no hay que robarlos, hay que elaborar leyes en las que paguen lo que deben y, al que viaje a los paraisos fiscales mirarles hasta el ojete, porque estos que se fugan con el capital, terminan expulsandolo en un inodoro o en un orinal, -como los traficantes de drogas-,  descapitalizando sus empresas dejan a los trabajadores al pairo de un paro de limosneo que los pone en situación de hambruna.

Leganés, 26 de Agosto de 2012
JOSMAN.
Publicar un comentario