miércoles, 22 de febrero de 2012

AL BORDE DEL ABISMO.

Uno de esos días en que paseo por Leganés - que yo llamo leganear-, me encontré con F. Chacón, una mujer madura, acostumbrada a subirse a las barricadas de la vida por defender aquellos derechos del ayer, que hoy poco a poco vamos perdiendo.


Estuvimos hablando de todo lo que acontece en España, y finalizó con una frase que me hizo pensar: " Nos están quitando hasta las ganas" sí las ganas en el sentido más general de la vida.



No es que hayamos arrojado la toalla, ni nos encontramos deprimidos, apáticos o derrotados, es que, nos han defraudado todos, tanto los políticos como banqueros.
 
Los recortes en Servicios Sociales, Sanidad, Enseñanza y la Reforma Laboral, son los cuatro frentes que tenemos abiertos, contra el poder político y el poder económico.


Comenzaron con pequeñas privatizaciones, tímidamente, pero son insaciables, hoy ya, es brutal el ataque hacia lo que llamábamos el casi Estado del bienestar en los años 80 del siglo pasado, cuando nos administraban los Gobiernos de Felipe González. (PSOE)
 
Hoy apenas escribimos del problema de la vivienda, porque hoy estamos al borde del abismo, en el resto de pilares esenciales ya citados, dicen que se ha recortado en un 15% la sanidad, en Valencia la Enseñanza marca la punta del iceberg estos días con "guerras" en las calles, la Reforma Laboral nos traslada a la época de la transición, el ataque más brutal contra la clase trabajadora y sus derechos desde el franquismo.
 
Salud, enseñanza, trabajo, el vehículo de la vida social de España, lo han lanzado a gran velocidad sin frenos hacia un abismo del que desconocemos las consecuencias.
De antiguo se decía: "Lo que el pueblo no haga el pueblo, se quedará sin hacer" Y a día de hoy, ni PP, ni PSOE, han sido capaces de representarnos frente a la gran especulación y el gran capital.



Los sindicatos, ya hoy, parecen despertar y volver a la calle, nunca es tarde, pero a muchos nos han inyectado la "Dormidera" y debemos de salir de ella, es el tiempo de los despertares, de que los gobiernos defiendan y apoyen realmente a la clase trabajadora, ya está bien de que siempre sea la más golpeada, o la única golpeada.
 
Tenemos una clase política incapaz de plantar cara al Capitalismo, y si el proletariado que seguimos existiendo hoy más que nunca, no les plantamos cara a todos, nadie nos salvará de una novedosa Apocalipsis, estamos al borde del precipicio, casi con el hambre al cuello, la peste de la banca devastadora y de una acción de casi guerra en las calles, donde sabemos que pocas cosas donde sabemos que pocas cosas se resuelven a golpes.



Y acaba uno escribiendo tres versos que lo encierran todo en su brevedad:



Contra los recortes, todos.


El capital y el poder


son los nidos del demonio.




Leganés, 22 de febrero de 2012



José Manuel García García (Josman)

Publicar un comentario