viernes, 15 de febrero de 2013

EL POETA INDEPENDIENTE.

Los poetas aficionados, que escribimos de temas sociales que rayan con la política, debemos de ser independientes, no podemos callar los errores de unos y e hiperbolizar los de otros, los hombres aunque seamos torpes debemos de guiarnos por nuestra razón y no por las simpatías personales o ideológicas, y haciendo caso de un símil fácil, acaso Moisés no lanzó las tablas hacia el Becerro de Oro, y contra su propio pueblo, acaso en la literatura Bíblica no castiga Dios a Israel a peregrinar por el mundo siglos y siglos.

Yo no soy Dios, ni Moisés, pero eso es lo que me muestra mi razón, criticar lo criticable, aunque los orígenes del mal, estén en mis hijos.

Si embargo, los alienados son los bufones de los partidos y de sus oligarquías, y esos son los que víctimas de los colores hace en mundo menos libre.

La libertad de pensamiento es la grandeza del ser, las que manan de los vicios de los hombres son la comodidad interesada.


JOSMAN.
Publicar un comentario