lunes, 18 de mayo de 2015

LA PROPAGANDA Y MI PADRE SOCIALISTA.

Felipe González, cuando mi padre dejo de apoyar al socialismo,por el que luchó.

Llenan a uno el buzón de propaganda electoral, y ya empiezo a ser mayor, no me importa decir que ya me hallo en la Andropausia, en la decadencia física, pero aún conservo la capacidad intelectual que va en aumento, y me cansa éste balido de ovejas y carneros que decía Cervantes, en su Quijote.

A mi edad, fue cuando Cervantes que, también sufría la Andropáusia y prostatitis atrofiada no tumorada, escribió su QUIJOTE, es curioso como la corrupción en política, como la próstata crece, es el único órgano que crece, también se dice de la nariz.

Cuando se llega a ésta edad, uno escucha a todos y difícilmente se queda con alguno. Yo me sigo inclinando por el Butarque, ese es mi candidato.

Mi padre siempre fue socialista, cuando yo le conté la vida benemérita bajo el poder de Felipe González, Mi padre, también prostático y medicado, me dijo: "Manuel, no me acerques al colegio", - andaba muy torpemente, destrozado por hernias discáles-

"Estos no se lo merecen" ¿Y los otros Papá? "Tampoco". me contestó. En Carabanchel no había arroyo, conocí uno que quedó enterrado bajo el Metro de Aluche, y mi padre. tan machadiano él, se fue al café con la papeleta en el bolsillo.

JOSMAN.
Publicar un comentario