sábado, 13 de mayo de 2017

SINTAXIS Y POEMA DEL TIEMPO.


Escribir un poema o un texto, lo he explicado mil veces, es como ese trigo que se siembra en Castilla en otoño y madura en Junio, la mente siembra la idea, después se cosecha y se hace palabra escrita.
Escribir tiene unas reglas o preceptos de los que a veces huyo, hasta escapo de eso tan simple como que una oración gramatical debe de llevar siempre un verbo.

Dicen que:"- Las partes variables de la oración son cinco: nombre o sustantivo, adjetivo, artículo, pronombre y verbo. Su forma cambia para señalar el género y número. - Las partes invariables de la oración son cuatro: adverbio, preposición, conjunción e interjección".


Los poetas aficionados, que sólo escribimos lo que acontece en tiempo presente, nos importa el mensaje, y nos da lo mismo decir el cachopo del alcalde, que el alcalde del cachopo, sólo se trata de exponer los gastos de representación, eso si, para no llamar al alcalde cachopo, se añade que es el productos alimenticio que degusta.



Dicen que la sintaxis es:"Disciplina lingüística que estudia el orden y la relación de las palabras o sintagmas en la oración, así como las funciones que cumplen". 



En "La Busca" hasta el insigne escrito Pío Baroja reconoce que le importa poco la sintaxis, hasta cae en el laismo en el que yo caigo más, los poetas aficionados, que somos eso, solo aficionados, escribimos si somos sociales palabras del tiempo, poemas del tiempo, que escribimos aquí y mañana se olvidan.



El poeta aficionado debe ser anarquista de la palabra escrita, y a veces o casi siempre ni nos paramos en esa sintagma académica, porque debemos escribir como hablamos y pensamos, porque nunca seremos analizados por críticos, y nadie perderá el tiempo en decir si hemos escrito, si el burro retoza en la era, o en la era retoza el burro. porque lo esencial es que el burro retoza. que es lo que transmitimos.



Lo importante no es esa disciplina de la sintaxis, es poder decir los gobiernos nos empobrecen o nos empobrece los gobiernos.



Se señala la pobreza y los gobiernos, o los gobiernos y la pobreza.



Y eso es lo que importa, aunque la oración no lleve verbo.


JOSMAN.
Publicar un comentario