martes, 30 de noviembre de 2010

DOS SOMBRAS POR SIEMPRE NEGRAS.

Quizás valga más un verso cargado de sentimientos que toda la política que nos rodea y enferma.



La diferencia de la poesía lírica, con la poesía social la sabemos todos, la primera retrata con la palabra escrita el sentir profundo del autor o autora, la segunda retrata la pobreza y la injusticia social que leganea por nuestros campos y nuestra propia ciudad.


Viento leve, nieva, nieva...
¿Y los pájaros cantores,
y el paseo por tu acera?



Tu mirada se me fue
una tarde en que era,
dos butacas del Besteiro,
mis dedos por largas sendas...




Y hoy, ya somos como somos:
dos sombras por siempre negras.




Leganés, 30 de noviembre de 2010

José Manuel García García (Josman)
Publicar un comentario