martes, 24 de noviembre de 2015

LA LARGA TRAVESÍA DEL SER EN EL ANDADOR.

Cuando leganeo por la plaza de la Virgen Madre de Leganés, junto al ambulatorio de Especialidades y Primaria de la Seguridad Social, veo a algún anciano o anciana con un andador, hacia eso que llaman pedir cita médica o para unas radiografías, éstas últimas, con el sistema averiado estos días pasados, convertían en un peregrinar diario a los pacientes.


Sobre pedir cita, se debería poner más personal y más líneas telefónicas, y la responsable de Sanidad de nuestro Ayuntamiento, demandarlo como tal por ser nuestro representante.


Sólo quien tiene cansados los pies y las piernas por el peso de los años, entienden éste ruego mío, en algo público que es de todos, tienen que ir a veces al propio centro, en lo que yo llamo la larga travesía del ser humano en el andador o en las muletas, a veces Leganés tiene algo de África, y la CAM demasiados salarios y cargos, pero al fin y al cabo, como hoy hemos visto en la Audiencia Nacional, no a todos se les suspende un juicio por sordera, o porque no funcione un audífono. 

España es así. La vida se sostiene en un andador y ahorramos o recortamos en lo esencial, la salud y su atención, ¡son malditos, porque siempre lo han sido y lo serán!.


JOSMAN.
Publicar un comentario