viernes, 2 de septiembre de 2011

LA PIEL DE TERESA.

Teresa, es una mujer con una piel muy suave, en la cual de tarde en tarde resbalan mis dedos, sin otro interés que el de sentirla.

Ella, siempre duda, hasta quizás piense en que mis intenciones son otras, pero no, mis caricias encierran un misterio que ella nunca sabrá.




No pienses mal Teresa,
que ni besar ni soñar,
las aguas de éste poeta
son de otro manantial.
Sin tus ojos oscuros,
ni del cuello tu lunar,
quizás sólo en tu piel
tan suave y sensual
exista un misterio eterno
del cual, tú nunca sabrás.


***


Tu piel rocío de un valle
de la campiña francesa,
que sólo roza el viajero
que no es dueño de tu tierra.



Rocío, sólo rocío fresco...
Y sin nada más Teresa.




Leganés, 3 de Septiembre de 2011


JOSé MANuel García García (JOSMAN)
Publicar un comentario