jueves, 17 de junio de 2010

A LA COMISIÓN DE RESCATE DE LA PLAZA DE TOROS.

RAFAEL ALBERTI, QUE ERA REALMENTE DE IZQUIERDAS, ANTE ESTO REPETIRÍA:

Galopa, caballo cuatralbo,/ jinete del pueblo,/ al sol y a la luna./ ¡A galopar,/ a galopar,/ hasta enterrarlos en el mar!


DEJAD LOS TOROS LIBRES, PARA EL CAMPO O PARA LOS PROFESIONALES DE LA LIDIA, Y NO, PARA MUNICIPALIZAR LAS FAENAS TAURINAS.

Esa plaza presuntamente lanza un hedor a cuerno podrido, y a bebercio vomitivo.


Cuando un negocio se hunde,
sea textil o taurino,
no se puede rescatar
si huele a cuerno podrido...



Que los dineros del pueblo
son sagrados, no malditos,
y hay tiros por la culata
que le hieren a uno mismo,
porque hay diablos que cargan
los morlacos del destino.



Los toros para el torero,
o empresarios del oficio,
este negocio señores,
no es para minicipios
sin albergues y con paro,
con crisis, zapaterismo.


¡Más justica social
y dejaros de caprichos!



¡Donde se esquivan las astas,
nunca meter los hocicos!


Leganés, 17 de junio de 2010


JOSé MANuel García García (JOSMAN)
Publicar un comentario